El Museo del Prado, con motivo de su bicentenario, quiere “democratizar el mecenazgo y por eso invita a los ciudadanos a participar en la compra de la adquisición, para la pinacoteca del cuadro inédito “Retrato de niña” de Simon Vouet con aportaciones a partir de cinco euros.

Canal Patrimonio

“A falta de una Ley de Mecenazgo, que seguimos reclamando, sí que existen unas leyes fiscales para el micromecenazgo que no queremos dejar de lado”, ha explicado hoy el director del Museo del Prado, Miguel Falomir, quien ha predicado con el ejemplo y ha sido el primero en introducir un sobre cerrado con su donación en la urna instalada al lado de la obra que se expone en una sala adyacente a la Sala de las Musas. Un montaje museográfico que incluye textos informativos, una pantalla en la que se emitirán dos vídeos explicativos y la urna, que contará con la presencia de un informador durante todo el horario de apertura al público.

La cantidad que necesita recaudar el Prado es de 200.000 euros y la aportaciones mínimas de las donaciones son cinco euros. Estas donaciones se podrán realizar en el Museo en la urna y a través de la web de la institución museodelprado.es. La iniciativa se podrán compartir a través de las redes sociales con el hashtag #súmatealPrado.

Experiencia pionera el la pinacoteca madrileña

La reforma fiscal contempla esta figura del micromecenazgo por la que Hacienda deduce hasta el 80 por ciento en la cuota íntegra del IRPF en donaciones iguales o inferiores a 150 euros y del 35 por ciento a partir de una cantidad elevada. Se trata de una primera experiencia que pone el Museo en marcha, y dependiendo cómo termine (los resultados se podrán ir viendo en la página del Prado y a final de año se conocerán totalmente) la institución pondrá el ojo en un otro proyecto con otra obra.

Este primer proyecto tiene como protagonista un cuadro inédito. Hoy ha sido la primera vez que se ha contemplado, perteneciente a una coleccionista privada, residente en España de la que, tanto el director del Museo como el director adjunto de Conservación del Museo, Andrés Úbeda, no han querido dar más datos.

“Retrato de niña con paloma” es “una obra muy importante” del pintor francés del siglo XVII Simón Vouet (1590-1649), del que el Prado posee dos pinturas, “La Sagrada Familia con Santa Isabel, San Juan Bautista y Santa Catalina” y “El tiempo vencido por la esperanza y la belleza”. La mujer que representa la belleza en este cuadro que ya posee el Prado podría ser la misma del “Retrato de niña…” que quiere adquirir la pinacoteca madrileña con esta nueva fórmula. También se trata de un cuadro que no ha tenido que ser restaurado, y al que solo se le ha cambiado el marco, ha recordado Úbeda.

Una obra sobresaliente de un pintor contemporáneo de Velázquez

Retrato de niña con paloma” posee una “sobresaliente calidad por la actitud sonriente y desenfadada de la niña, tan alejada de la seriedad habitual en los retratos de la época. Vouet es junto con Claudio Lorena y Nicolás Possin, el más importante de todos los artistas franceses activos en Roma durante la primera década del siglo XVII”, asegura la pinacoteca . Vouet “fue más o menos contemporáneo de Velázquez, aunque ellos no se conocieron”, ha subrayado Úbeda.

Las personas que quieran hacer su aportación para adquirir esta obra introduciendo su dinero en la hucha o urna podrán ser anónimas o nominativas, según lo deseen. En caso que el donante quiera vincular su nombre a la colaboración deberá indicar sus datos en el impreso de autorización para la publicación de su nombre en el listado de donante en la web del Museo del Prado.

Falomir ha recordado que con estas iniciativas se ve que no hace falta ser millonario para acercarse al Prado y participar y que este tipo de propuestas de micromecenazgo ya se están llevado cabo en otras ciudades como en el Museo de Arte de Lisboa o en el Louvre de París.

   

IMÁGENES:  1. El director del Museo Nacional del Prado,Miguel Falomir (i),junto al jefe de Conservación de Pintura Italiana y Francesa, Andrés Úbeda de los Cobos, posan durante la presentación de la primera experiencia de micromecenazgo. 2. Miguel Falomir posa durante la presentación. EFE