El paisaje parisino “Le Boulevard Montmartre, matinée de printemps”, del impresionista danés Camille Pissarro (1830-1903), se vendió en la sala londinense de Sotheby’s por 23,32 millones de euros, un récord para el artista.

Canal Patrimonio

Pissarro

La obra formaba parte de una subasta de Arte Impresionista, Moderno y Surrealista en la que también se remató, por 12,45 millones de euros, el óleo del español Pablo Picasso “Composición con minotauro”. En la subasta se batió además el récord de cotización para un grabado de Picasso al rematarse “La femme qui pleure I” por 3,81 millones de euros.

La estrella de la subasta fue el trabajo de Pissarro, una de las obras maestras del impresionismo más relevantes que han salido a la venta en la última década y que duplicó los 9,6 millones de euros que se pagaron en 2007 en Nueva York por la obra “El invierno”, las más cara hasta ahora del danés. El cuadro también dobló prácticamente el precio que había estimado la casa de subastas, que aspiraba a venderlo por un máximo de 11,9 millones de euros.

Pissarro ejecutó el trabajo vendido hoy en 1887, durante un periodo de dos meses en el que retrató metódicamente el bulevar Montmartre de la capital francesa. La obra perteneció originalmente al coleccionista judío Max Silberberg, que fue obligado por los nazis a vender su patrimonio y murió en un campo de concentración en 1942. En el año 2000, la obra fue restituida a sus descendientes, que la han puesto ahora a la venta.

Van Gogh:

En la misma subasta, el óleo del holandés Vincent Van Gogh “L’home est en mer” se vendió por 20,25 millones de euros. Se trata de una imagen de 66 por 51 centímetros que el artista pintó en octubre de 1889 en Saint-Rémy, en el sureste de Francia, en la que aparece retratada una joven madre con un niño en brazos a la orilla de una chimenea.

El “Boléro violet” del francés Henri Matisse se remató por su parte por 10,88 millones de euros. Matisse trató de captar el brillo del sol durante el verano en la costa francesa en ese retrato de vivos colores, en el que aparece una mujer ataviada con ropas exóticas.

En la subasta se remataron asimismo tres dibujos del español Francisco Goya: “Loco (calabozo)”, que alcanzó los 2,1 millones euros; “Mujer joven vestida de blanco cayendo al suelo”, que se vendió por 644.000 euros, y “Visiones”, con un precio de 570.000 euros.

Otro dibujo, del suizo Alberto Giacometti, “Femme nue debout”, batió el récord de cotización del autor para un trabajo sobre papel, al venderse por 1,2 millones de euros. En cuanto a la escultura, la pieza de bronce de 38 centímetros de altura del francés Auguste Rodin “Le penseur, petit modèle, variante avec base arrondie”, una versión en tamaño reducido de su obra más célebre, “Le penseur”, se vendió por 4,9 millones de euros.

 

IMAGEN:  Fotografía facilitada por Sotheby´s del paisaje parisino “Le Boulevard Montmartre, matinée de printemps”, del impresionista danés Camille Pissarro (1830-1903). EFE